MASTURBACIÓN, LABORATORIO DE EXPERIENCIAS

“Los amantes vienen y van, pero tú puedes mantener un constante idilio contigo misma”

(Betty Dodson, terapeuta sexual)

Empecemos por el principio, ¿Qué es la Masturbación?. Es la estimulación sexual, a través de la caricia , generalmente de los genitales, donde se alcanza progresivamente una excitación física caracterizada por el incremento de la lubricación genital, hasta obtener el orgasmo o una carga placentera de excitación.

¿Cómo estimularse? La realidad es que cada persona tiene su forma de masturbarse, tengamos en cuenta que todo nuestro cuerpo es sensible al tacto, pero hay zonas que están más preparadas  para la excitación, así en las mujeres que estamos muy bien diseñadas por la naturaleza, esta nos ha otorgado una zona , el clítoris, cuya función es dar placer sexual , no sirve para nada más, la manera de estimularlo es diversa, pero si nunca has probado, puedes empezar dando un pequeño masaje bien directamente o alrededor del mismo, dejándote llevar por las sensaciones que experimentes haciendo que ese masaje sea más o menos intenso, con más o menos rapidez.

Aumenta tus sensaciones con una fantasía sexual, en la actividad sexual intervienen todos nuestros sentidos, y la fantasía permite activar, reunificar  y concentrar estos sentidos intensificando el placer. Busca también sensaciones alternativas mientras acaricias o estimulas los genitales, tocando y acariciando otras zonas de tu cuerpo que te resulten especialmente sensibles., puedes utilizar geles o lubricantes para incrementar las sensaciones, un lubricante natural y que siempre tenemos a mano es nuestra saliva, humedece los dedos y luego juega por toda la zona genital dando un masaje en la zona del clítoris y la entrada de tu vagina, con la otra mano puedes ir explorando otras zonas del cuerpo que te resulten excitantes, a medida que se acreciente tu excitación, mueve la pelvis, esto te ayudará a desinhibirte y facilitará la descarga orgásmica.

¿Qué hay de malo en procurarse placer a una misma? NADA. La masturbación es liberadora, divertida, placentera y sana, muy sana. Existen muchas razones para autosatisfacernos, he aquí unas cuantas, ya nos dirás si necesitas alguna más:

            Razones para masturbarte ( si es que las necesitas):

  • Porque aprendes a sentirte cómoda en tu piel.
  • Porque te permite descubrir lo que te gusta y lo que no (algo fundamental para poder compartirlo, si lo deseas, con tu pareja).
  • Porque aprendes a conocer cómo reacciona tu cuerpo.
  • Porque es la mejor escuela ¿cómo pretendes enseñarle a tu/s pareja/s lo que te gusta o no si no lo sabes ni tú?
  • Para probar cosas nuevas, luego ya decides si te gusta o no.
  • Para aumentar tu libido, no olvides que el sexo llama al sexo.
  • Porque estás nerviosa o estresada y necesitas relajarte.
  • Porque no tienes sueño y suele ayudarte a conciliarlo.
  • Para aliviar tu dolor menstrual.
  • Porque cuanto más lo haces más fácil te resulta gozar.
  • Porque la gente que lo hace tiene una vida sexual más larga.
  • Para desconectar de algo que te preocupa.
  • Porque aumenta nuestra dosis de autoestima.
  • Porque te hace sentir libre, independiente, fuerte,…
  • Para fortalecer tu musculatura pélvica.
  • Porque, al no necesitar a nadie, puedes hacerlo en cualquier momento.
  • Porque necesitas quemar calorías y pasas de hacer gimnasia.
  • Para verte mejor.
  • Porque quieres premiarte o hacerte un regalo.
  • Porque, sencillamente, te apetece.

¿Necesitas alguna razón más?

SABÍAS QUE….:

Existe u amplio lenguaje para hablar de masturbación, así encontrarás términos cómo: Onanismo, autoplacereado, autosatisfacción, autoestimulación, ipsación, autocomplacerse, “hacerse una paja”, etc…

SABÍAS QUE…:

UN POCO DE HUMOR…

¿Qué ritmo crees que tiene la Masturbación Masculina … y la Femenina?

Los hombres se masturban al ritmo de zambomba.

Las mujeres se masturban al ritmo del Bolero de Ravel.

SABÍAS QUE….:

EN OTRAS CULTURAS:

SABÍAS QUE…:

A principios del siglo XX se vendían cinturones de castidad en establecimientos farmacéuticos,  para niños y niñas con el fin de evitar que se masturbaran, pues era considerada una actividad perniciosa…

En este sentido, en los Estados Unidos y en algunos  países anglosajones, se llegó a practicar la clitoridectomía a las chicas que eran descubiertas realizando la masturbación, esta práctica no fue abandonada hasta bien entrada la década de 1930.


INSTITUTO DE SEXOLOGÍA AL-ANDALUS

Texto elaborado por: Elisa Cobos Ortega, Antonio López Delgado y Asunción Coronado Pozo.


Previous

Next

Comments are closed.